martes, 15 de diciembre de 2015

Zaragoza ya tiene su museo de historia natural

(Foto: prensa Universidad de Zaragoza)
Siempre me han gustado los museos de historia natural, los clásicos. Son un vestigio de cómo se estudiaba la naturaleza hace muchas décadas, de cómo gentes con inquietud científica, que pensaban distinto a todos sus contemporáneos y a veces por ello se metían en serios problemas, intentaban buscar respuestas a muchas preguntas que, de tan sabidas, ahora ya ni nos hacemos. Es cierto que son algo crueles: cientos de insectos "empalados" en perfecto orden, animales disecados... Pero no puedo evitar imaginar a los que iban recogiendo todas aquellas muestras que para ellos era nuevas especies de lugares todavía inexplorados.
Actualmente el estudio del medio ambiente se hace de formas menos agresivas, afortunadamente, pero estos museos siguen teniendo su encanto. Si, además, con el tiempo se han modernizado y han incorporado medios y muestras modernos a sus colecciones, resultan lugares realmente alucinantes.
Y, mira tú por donde, desde principios de este mes de diciembre de 2015 ya podemos decir que tenemos uno en Zaragoza: el día 11 la Universidad de Zaragoza anunciaba la inauguración de su Museo de Ciencias Naturales en el edificio Paraninfo de la plaza Basilio Paraíso. Es la culminación de muchos años de trabajo y la realización de un sueño largamente acariciado por la comunidad paleontológica y la propia Universidad. Por cierto, es la primera universidad española que alberga un museo de este tipo, según explica la nota de prensa que distribuyó la institución. ¡Podemos sacar pecho, aragoneses!
La exposición guía a los visitantes por la evolución desde el origen del universo hasta la aparición del Homo sapiens y une dos estupendas colecciones: la de Paleontología de la Universidad de Zaragoza y la colección Longinos Navás, que depositó la Compañía de Jesús hace casi tres décadas, en 1988.
(Foto: prensa Universidad de Zaragoza)

Más de 100.000 fósiles de plantas y animales

La colección de Paleontología cuenta con más de cien mil fósiles de plantas y animales vertebrados e invertebrados. Ilustra la historia natural de la Tierra desde el comienzo de la vida y, aunque la integran ejemplares de todo el planeta, una gran parte proceden de las excavaciones en Aragón que han permitido descubrir especies que sólo se desarrollaron en nuestro territorio.
Algunos de estos fósiles son piezas únicas en el mundo y de incalculable valor científico estudiadas por investigadores de la Universidad de Zaragoza, como los del yacimiento de Murero, pertenecientes al periodo Cámbrico.
Hay también restos del Arenysaurus, una especie de dinosaurio que se descubrió en el yacimiento oscense de Arén, que se calcula que tienen unos 67 millones de años. También se puede contemplar el famoso cocodrilo de Ricla, un cráneo único en el mundo de una especie que nadó en el mar bajo el cual se encontraba el territorio que ahora es Aragón hace 170 millones de años.
(Foto: prensa Universidad de Zaragoza)

Cientos de especies animales en la colección Longinos Navás

La colección “Longinos Navás” consta de más de 400 animales naturalizados, esqueletos, conchas de moluscos, fósiles, numerosos herbarios y unos 7.300 insectos. La colección fue reunida entre finales del siglo XIX y comienzos del XX por el científico jesuita Longinos Navás Ferrer, profesor de Historia Natural durante 46 años en el Colegio del Salvador de Zaragoza. Una parte de estos ejemplares fueron recogidos por el propio Navás o sus colaboradores en nuestro país, y el resto proceden de las misiones de los jesuitas en África, Suramérica y Filipinas.
(Foto: prensa Universidad de Zaragoza)

Un museo de historia natural adaptado al visitante moderno

Esto es lo que más me gusta, el trabajo que se ha hecho para conseguir que el nuevo Museo de Historia Natural de la Universidad de Zaragoza resulte atractivo a los visitantes. Ofrece una lectura ágil y sencilla de cómo ha sido la evolución y cómo se ha desarrollado el mundo y los materiales audiovisuales facilitan este viaje. Además, contará con visitas guiadas que serán gratuitas hasta enero de 2016.
¡No os lo perdáis, gratis o pagando, porque merece la pena la visita!

Si te ha gustado este post, tienes otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si te gusta el blog te puedes suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

jueves, 10 de diciembre de 2015

DGA y Fundación Ibercaja refuerzan su colaboración en los espacios naturales protegidos de Aragón

Centros de interpretación de La Alfranca, en la Reserva Natural de los Sotos y Galachos del Ebro.

La buena noticia medioambiental de la semana en Aragón es que la DGA y la Fundación Ibercaja reforzarán su colaboración en los centros de interpretación de los espacios naturales protegidos de la comunidad autónoma. El convenio, firmado por el consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, y el jefe de la Obra Social de la Fundación, Juan Carlos Sánchez, renueva y amplía las líneas de actuación que se vienen realizando en los centros de interpretación y de acogida de visitantes, como ya os he contado en algunas ocasiones en este blog.
Como novedad, se va a incidir en un programa de turismo ambiental responsable, dirigido a grupos, en el ámbito de la Red Natural de Aragón. El objetivo es promover una actitud de reflexión y análisis sobre los problemas medioambientales, dar a conocer la importancia de los espacios protegidos en la conservación de la naturaleza, animar a los ciudadanos a que los visiten y enriquecer esas visitas con diversas actividades destinadas a crear conciencia medioambiental. Como ha dicho la directora general de Sostenibilidad, Sandra Ortega, en el acto protocolario de la firma del nuevo convenio: "una buena educación ambiental conlleva a una mejora en la conservación de los espacios naturales".
El convenio, que se podrá renovar anualmente, supone una aportación para este primer ejercicio de 45.000 euros por parte de la Fundación Ibercaja.

Acto protocolario de la firma del nuevo convenio entre el Gobierno de Aragón y la Fundación Ibercaja. Desde la izquierda, Juan Carlos Sánchez, Joaquín Olona y Sandra Ortega. (Foto: servicio de prensa de la DGA)

Programa didáctico para grupos escolares

Además del programa de turismo responsable, se continuará con el programa educativo, el de atención al visitante y uno específico de colonias ambientales. El programa educativo está dirigido a grupos escolares preferentemente de primaria y secundaria obligatoria y las actividades están adaptadas al nivel pedagógico y de conocimientos de los distintos grupos y tienen un carácter participativo.
El programa de atención al visitante está dirigido a personas que llegan al centro de forma particular y no concertada, con el objeto de visitarlo y recibir información sobre el espacio natural. Las colonias ambientales son actividades que se realizan durante varias jornadas, con o sin pernocta en el espacio natural o su entorno. El objetivo es utilizar los centros de visitantes y el entorno natural para actividades recreativas, que incluyan la sensibilización y educación ambiental.
También está previsto editar videos promocionales, publicaciones educativas e interpretativas y un calendario divulgativo del año 2016 de la Red Natural de Aragón. Este calendario recogerá los mejores trabajos del concurso de fotografía convocado en los últimos meses. También se editarán materiales para las colonias infantiles.

¿Dónde están los centros de interpretación de espacios naturales en Aragón?

Pues, la verdad, es que están distribuidos por toda la geografía aragonesa y todos los espacios protegidos de Aragón cuentan al menos con uno.
Aquí tenéis la lista:

  • Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Torla.
  • Parque Natural del Moncayo. Centros en Agramonte, Añón y Calcena.
  • Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara. En Bierge, Arguis y Santa Cilia de Panzano.
  • Parque Natural Posets-Maladeta. Benasque, San Juan de Plan y Aneto (en el municipio de Montanuy).
  • Parque Natural de los Valles Occidentales. El centro de interpretación está en Ansó.
  • Reserva Natural de los Sotos y Galachos del Ebro. Dos centros del Espacio Alfranca, en Pastriz.
  • Reserva Natural de las Saladas de Chiprana. El centro de interpretación está en Chiprana.
  • Reserva Natural de la Laguna de Gallocanta. En Bello.
  • Paisaje Protegido de los Pinares del Rodeno. Cuenta con dos centros, en Dornaque y Albarracín.
  • Paisaje Protegido de San Juan de la Peña y Monte Oroel. El centro está en San Juan de la Peña.
  • Monumentos Naturales de los Glaciares Pirenaicos. En Eriste.
  • Refugio de Fauna Silvestre de la Laguna de Sariñena. En Sariñena.
¿Cuántos conoces? ¿Sabías que existían tantos? Ya tienes una buena lista de visitas para hacer durante los próximos meses, ¡que los disfrutes!

Si te ha gustado este post, tienes otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si te gusta el blog te puedes suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

miércoles, 2 de diciembre de 2015

Las fallas de la Ribagorza y el Sobrarbe ya son Patrimonio Inmaterial de la Humanidad

Foc al faro, la hoguera que sirve para encender las fallas, y luego a prenderlas para empezar la "procesión" por todo el pueblo. La foto es de la fiesta en Aneto. (Foto: Ana Coscujuela y Néstor Moreno)

Esta ha sido, sin duda, la mejor noticia de la semana para Aragón: las fallas de la Ribagorza y el Sobrarbe, junto con el resto de las fallas del Pirineo, ya son Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. La UNESCO ha tomado la decisión en la reunión del Comité Intergubernamental de Salvaguarda del Patrimonio celebrada en la ciudad africana de Windhoek (Namibia) el 30 de noviembre. La candidatura de las fallas del Pirineo ha sido impulsada por los gobiernos de Andorra, Francia y España (en concreto por las comunidades autónomas de Cataluña y Aragón, que para esto ¡menos mal! sí que han colaborado) y ha competido con otras 35 de todo el mundo.
Se trata de una celebración de origen pagano cuyo origen se pierde en la memoria de los tiempos, que tiene lugar durante la noche del solsticio de verano, la noche más corta del año. Los fallaires, que son los que llevan las fallas o teas, las prenden en una hoguera que se llama "faro". Después de dar "foc al faro" se encienden las teas y se baja con ellas desde la parte alta del pueblo reproduciendo un ritual iniciático que simboliza el paso de la infancia a la edad adulta, trazando figuras en el aire con el fuego. Lo habitual es dar la vuelta al pueblo y algunos de los fallaires hacen el recorrido corriendo ("correr las fallas"). Cuando se llega a la parte baja de la población se hace un círculo y las fallas se tiran en el centro, todos a una o conforme se va llegando, depende de la costumbre en cada población.
Las fallas se elaboran con cortezas y ramas de árboles y en cada población tienen una forma característica. Las de la foto que incluyo en el post son las de Castanesa. La celebración se completa con música y una comida comunal en torno a la hoguera.
Así son las fallas de Castanesa, localidad aragonesa de la Ribagorza. (Foto: Ana Coscujuela y Néstor Moreno)


¿Dónde se celebran las fallas del Pirineo?

La primeras referencias de la celebración de este ritual se remontan al siglo XI y la referencia documentada más antigua de la edad moderna es del 1759 en Vilaller (Alta Ribagorça, en Lleida).
Una vez encendidas las fallas en el faro, se baja en fila con ellas y se da la vuelta al pueblo. Esta foto también es de Castanesa. (Foto: Ana Coscujuela y Néstor Moreno)

En la actualidad este rito se celebra en 63 localidades de todo el Pirineo: 34 en Francia, 3 en Andorra y 26 en España, de las que nueve son aragonesas y el resto catalanas. Sahún, Bonansa, Laspaúles, Castanesa, Aneto, Montanuy, Suils y Villarrué, en la Ribagorza, y San Juan de Plan en Sobrarbe son los núcleos donde tiene lugar esta ancestral ceremonia cada año la noche más corta del año. ¡Ya tenéis otro motivo más para marchar a conocer esta maravillosa parte de nuestro Aragón!


Muchas gracias a Ana Coscujuela y Néstor Moreno por su ayuda para elaborar este post. Sin sus fotos y los datos que me han "soplado" hubiese sido imposible hacerlo. ¡Qué majos sois!

Si te ha gustado este post, tienes otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si te gusta el blog te puedes suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

miércoles, 25 de noviembre de 2015

Nuevos ganaderos en el campo aragonés

Marcos del Valle, nuevo ganadero de Guadalaviar, en la Comarca de la Sierra de Albarracín. Miradlo a los ojos: yo diría que determinación no le falta... (Foto: Comarca de la Sierra de Albarracín)

No es la primera vez que os hablo en mi blog de genteque ha vuelto al pueblo. No es una decisión fácil, supongo, ya que se trata de cambiar radicalmente tu forma de vida en la mayor parte de los casos, aunque a veces sea una decisión largamente anhelada. En otras ocasiones volver al pueblo se convierte en la única opción de trabajo para muchos jóvenes que estos años de crisis (empezó en 2007 y así seguimos…) han expulsado del mundo laboral en las grandes ciudades. Muchos meses en el paro o dando tumbos de trabajo basura en trabajo basura hacen que jóvenes con ganas de labrarse un futuro y sin miedo a dar un giro completo a su vida acaben intentándolo en el medio rural.
Tiene su mérito… porque una cosa es la idea romántica que muchos tenéis (todos la hemos tenido alguna vez) de volver a una bucólica vida de novela pastoril y otra muy distinta es enfrentarte a un montón de dificultades para abrirte camino en un pueblo pequeño. Puedes encontrarte con una primera actitud un poco hostil por parte de los habitantes de ese pueblo, que te ven como un “raro” que “vete tú a saber qué habrá venido a buscar aquí”, aunque con el tiempo te acaben aceptando; seguramente muchos servicios que en la ciudad tienes muy a mano no estarán tan aparentes (escuela si tienes hijos, médico, una tienda…); y si el pueblo se vacía, literalmente, cuando termina el verano la soledad puede ser una compañera muy dura en algunos momentos. Pero aun así, cada día hay gente que decide dar el paso bien por gusto, bien porque ya no ve más alternativas y quiere empezar desde cero.

Volver a ser ganadero


Si hay un oficio duro, pero duro, es el de ganadero. Yo lo conozco bastante porque soy veterinario por formación, aunque ya no ejerzo, y trabajé durante cinco años con ganado vacuno. Un buen ganadero (los hay malos, pero duran poco en el negocio…) no tiene ni días de fiesta, ni vacaciones, ni el sustento asegurado: los animales necesitan atención cada día (jornada laboral 24/7, es lo que hay) y nada te garantiza que una enfermedad, la sequía, una inundación, un invierno muy frío, un verano demasiado caluroso... o mil cosas más no acabarán con tu producción de la temporada.
Y a pesar de conocer todas esas dificultades hay jóvenes que se lían la manta a la cabeza y contra viento y marea fundan su propia empresa ganadera. Recuerdo el caso de seis nuevos ganaderos menores de 30 años que en el año 2012 iniciaron su actividad en el valle de Hecho en la Jacetania, cuya “aventura” nos relató el programa Temperode Aragón TV, por ejemplo. Y este mes de octubre la Comarca de la Sierra de Albarracín distribuyó una entrevista en la que Marcos del Valle, un joven de 29 años técnico en actividades físico deportivas en el medio natural y descendiente de Guadalaviar, en la Sierra de Albarracín, relata su experiencia como nuevo ganadero en el pueblo de sus ancestros.
Del Valle explica que en su cabeza “siempre ha estado la posibilidad de dedicarme a la ganadería […]. Pero hasta que no me vi sin trabajo, no me lo planteé de verdad”. Este joven emprendedor ha comenzado desde cero, ya que no tenía ni tierras ni animales, y asegura que “si no hubiera contado con subvenciones, no lo habría podido hacer”.
Marcos, además, ha decidido que su explotación sea totalmente tradicional y va ha hacer trashumancia acompañando él mismo a sus vacas. Pasará el verano en el valle de Hecho y bajará a Cuenca en la invernada.
Para los que os lo estéis pensando, unas palabras de aliento de parte del propio Marcos del Valle: “Yo animaría a los que se estén planteando ser ganaderos a que siguieran adelante, porque si es su ilusión, tienen que intentarlo siempre que tengan claro que es muy difícil y que los animales hay que cuidarlos las 24 horas del día y todo el año, pero merece la pena. En cierta medida, soy ganadero y me siento privilegiado por dedicarme a lo que me gusta”. Así que, ¡mucho ánimo!

Si te ha gustado este post, tienes otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si te gusta el blog te puedes suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

jueves, 19 de noviembre de 2015

Las ruinas de Yosa de Garcipollera

Apenas queda ya nada de Yosa de Garcipollera.

Yosa de Garcipollera es el despoblado de este valle del Pirineo más difícil de localizar. Al encontrarse retirado de la carretera que recorre el valle siguiendo el curso del río Ijuez y totalmente espaldau, hay que saber dónde está para llegar hasta él; es complicado encontrarlo por casualidad y además tampoco está señalizado el camino por donde se llega. Pero para eso están los GPS y el Google Maps de los móviles (clic aquí para obtener la ruta).
Lo poco que queda de Yosa de Garcipollera está en la solana del valle, en la margen derecha del Ijuez a una media hora de camino de Bescós por la pista que lleva hasta Cenarbe, que sí está señalada con un cartel en el que se puede leer "A Villanúa por Cenarbe". La pista parte de la carretera principal justo antes de atravesar el barranco de Vadiello y a los pocos metros hay una barrera que impide el paso con vehículos a motor. La pista empieza muy llana junto al cauce del barranco, pero poco después gira a la izquierda y comienza a subir.
Rápidamente se va ganando altura entre el bosque de pinos de repoblación, muchos parasitados con muérdago (sí, aquello que recogía Panorámix con su hoz de oro, para hacer la pócima de los irreductibles galos, o los pastores, para dar de comer al ganado). El pinar está salpicado de algunos frutales asilvestrados que yo diría que son cerezos; no os lo puedo asegurar, pero me da la sensación de que para la primavera el paseo puede ser todavía más bonito que en verano, que es cuando lo hice yo.
Muérdago (Viscum spp.).

No se tarda mucho en llegar a un improvisado mirador en una de las curvas del camino, desde el que hay una estupenda vista del valle hasta el pueblo de Villanovilla. Poco rato después se llega a una zona bastante llana donde la pista se bifurca: a la derecha continúa hacia Cenarbe y Villanúa (hay un buen trecho aún y también se puede volver a bajar más adelante por otra pista hacia la ermita de Iguacel, pero hablamos ya de una excursión de varias horas en los dos casos) y a la izquierda los mapas señalan que se puede llegar hasta las ruinas de Santa María de Trujillo y a Castiello o volver otra vez hacia la carretera principal haciendo una ruta circular y yendo a parar a la borda que hay a mitad de camino entre Castiello y Bescós (más corto que lo anterior, pero un buen rato también). ¡Ojo no os despistéis! Antes de llegar hasta aquí hay una bifurcación en una curva a derechas en la subida: esa no es la bifurcación buena, ya os daréis cuenta si os equivocáis de que el camino que sale ahí hacia la izquierda pronto se convierte en senda... ¡Ese no es, media vuelta!
Si habéis llegado la zona llana donde está la bifurcación "buena", ya no queda nada para encontrar los restos de Yosa de Garcipollera. Dejad la bifurcación a vuestra derecha y caminad por el llano entre los pinos en paralelo a la pista que nos llevaría a Santa María de Trujillo. Seguramente daréis en seguida con un sendero bastante visible que es el que conduce al despoblado. Pronto veréis los restos de una edificación totalmente derruida que parece una borda con un corral anexo rodeado por lo que queda de una tapia de piedra... O quizás una ermita y su camposanto, no sé. Sin conocer cómo fue el pueblo es imposible asegurar una cosa u otra para un simple senderista como yo.
Si seguís por el sendero dejando a vuestra izquierda la ruina misteriosa, llegáis en un momento a la única construcción que queda en pie en la zona: es un refugio de piedra con el vano de la puerta abierta estrechado para que no se cuelen las vacas, con un pequeño hogar bajo que te puede sacar de algún apuro en día de tormenta o en invierno y unos cuantos murciélagos en el techo que parecen inquilinos permanentes del local.
Refugio de pastores. Está un poco antes de llegar al núcleo del pueblo.

Y por la senda, cien metros escasos después, tenemos lo que el tiempo todavía no ha borrado de Yosa. Casi engullidas por la vegetación, que recupera lo que se le arrebató con muchos sudores, te vas topando con las paredes de algunas casas, imposibles de diferenciar unas de otras al menos que conocieses el pueblo antes de que se vaciase. Las zarzas cierran varios pasos y no es fácil moverse entre las ruinas. En la parte norte todavía sobrevive en pie y libre de maleza un pequeño trecho de camino marcado por dos muros de piedra seca. Y poco más... El tiempo ha borrado ya prácticamente Yosa de Garcipollera del mapa, dejándolo vivo sólo en la memoria de quienes lo vieron habitado y en viejas fotos en blanco y negro que antiguos pobladores de La Garcipollera y sus descendientes van colgando en su grupo de Facebook.
Un pequeño trecho de camino delimitado por muros de piedra seca.

Las ruinas siempre resultan evocadoras para los caminantes como yo. No puedo evitar pensar cómo sería la vida entre las paredes que se comen poco a poco los árboles, tan dura, con lo justo... y entiendo perfectamente que la gente marchase, aunque duela ver el abandono y pensar en las vidas que se invirtieron en hacer habitable un rincón perdido del monte, para que al final todo vuelva a ser bosque.
¿Quién se asomaría a esa ventana por última vez, antes de cerrar la casa?
Tienes más fotos de esta excursión en el álbum "Las ruinas de Yosa de Garcipollera" de mi página de Facebook.

Si te ha gustado este post, tienes otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si te gusta el blog te puedes suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

miércoles, 11 de noviembre de 2015

El urogallo tiene por fin un plan de conservación de su hábitat en Aragón

Urogallo (Tetrao urogallus). (Foto: David Palmer - CC BY 2.0)

El Consejo de Gobierno de Aragón aprobó el 4 de noviembre el Plan de Conservación del Hábitat del Urogallo Pirenaico (Tetrao urogallus aquitanicus). La especie está considerada como "sensible a la alteración de su hábitat" en el Catálogo de Especies Amenazadas de Aragón. El plan incluye terrenos de 34 términos municipales diferentes de la Jacetania, Sobrarbe y Ribargorza y el decreto señala una serie de áreas críticas para la especie.
Ha sido un largo, laaaaaaargo camino porque hasta su aprobación final el decreto ha recibido un elevado número de alegaciones y aportaciones durante cuatro años, entre 2010 y 2014, tras los dos procedimientos de información y participación pública al que el borrador había estado sometido previamente. Finalmente, según explica una nota de prensa del Gobierno de Aragón, se ha aprobado un texto consensuado que ha incluido gran parte de todas las aportaciones realizadas durante este prolongado periodo de tramitación.

¿Cuáles son los objetivos del Plan de Conservación del Hábitat del Urogallo Pirenaico?

Los objetivos principales del plan son reducir todo lo posible las causas de mortalidad no natural del urogallo pirenaico, conservar y mejorar su hábitat, facilitar el contacto entre los diferentes núcleos de población del ave que todavía permanecen antivos, hacer un seguimiento detallado de sus poblaciones e incrementar la conciencia social sobre la importancia de esta especie. Para esto último es fundamental lograr que colaboren de forma coordinada los diversos sectores implicados en su protección.
El nuevo plan propone una serie de medidas concretas, como la incorporación a la Red Natura 2000 del mayor número posible de áreas críticas, así como de territorios abandonados que servirán para que la zona de hábitat protegido sea lo más extensa posible. Otras medidas que se incluyen en el plan consiste en minimizar los riesgos de colisión con cercados y tendidos eléctricos, reducir al máximo las molestias que pudiesen causar los trabajos forestales sobre la especie limitando los periodos del año durante los que se puedan realizar o desarrollar trabajos ex profeso para mejorar el hábitat de forma directa y favorecer la expansión de la especie.
Y, menos mal que parece que el nuevo Gobierno de Aragón ha decidido poner alguna que otra cortapisa a los escopeteros, se incrementarán las labores de vigilancia y control por parte de los agentes de protección de la naturaleza para que la caza no suponga un problema añadido a la conservación del urogallo en los Pirineos.

Un 30 por ciento menos de urogallos en la última década

La situación del urogallo pirenaico es muy grave y requería de este plan de conservación que se ha aprobado. Con una tramitación tan prolongada se ha perdido un tiempo precioso, porque según la Dirección General de Sostenibilidad del Gobierno de Aragón ha desaparecido el 30 % del censo de machos reproductores durante los últimos 10 años en el Pirineo aragonés. Tan solo hay 50 urogallos pirenaicos según el último censo de este mismo año 2015, lo que coloca a la especie al borde de la extinción en nuestra comunidad autónoma (y en toda España, con un total de solo 426 machos). En el resto de Europa el urogallo también está en franca recesión.
El descenso continuado de los censos se atribuye a la baja productividad de la especie, que en estos momentos se cifra en 0,7 pollos por cada hembra reproductora, lo que no es suficiente para reponer las pérdidas de individuos que se producen, bien sea por causas naturales o por las de origen humano.
Además, el cambio climático todavía se lo va a poner más difícil: su supervivencia está estrechamente ligada al bosque boreal, que en la península Ibérica va a sufrir una inevitable recesión en los próximos años debido al calentamiento global.
Sólo queda esperar que el plan de recuperación que ha aprobado el Ejecutivo aragonés le aporte a la especie un colchón de protección suficiente como para que su escaso número no disminuya más, comience a recuperarse y se vaya alejando de la crítica situación a la que se enfrenta en estos momentos. Ojalá no se haya llegado tarde y esta ave tan singular siga recorriendo los bosques del Pirineo en el futuro.

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

miércoles, 4 de noviembre de 2015

Acumuer, a caballo entre la Jacetania y el Alto Gállego

Foto de Acumuer desde la subida al pueblo de la web RomanicoAragones.com.
Si no conocéis esa web os la recomiendo, de verdad.
Hará ya unos 20 años que estuve por primera vez en Acumuer… Yo tenía todavía un Seat Ibiza rojo matrícula AT de Zaragoza y me gustaba salir desde Castiello de Jaca con él sin rumbo fijo a “descubrir” caminos que no había recorrido de más joven con mis padres, que siempre han sido muy viajeros, y llegar a pueblos que no conocía. Tras una visita al entonces joven Museo de Dibujo Julio Gavín del castillo de Larrés, que os recomiendo visitar (por el castillo y por la exposición permanente, que son los dos una chulada), pasando de mapas me dio la ventolera de tirar valle adelante por el camino asfaltado que sale por la parte norte del pueblo a ver hasta dónde llegaba, en lugar de regresar directamente hacia la carretera de Sabiñánigo a Jaca.
Al poco trecho pude ver colgadas a la izquierda lo que entonces todavía eran las ruinas de Isín, pueblo que actualmente está totalmente rehabilitado y ofrece apartamentos turísticos y un albergue totalmente adaptados para personas discapacitadas y que, claro, pueden también ser disfrutadas por cualquiera. Un entorno fantástico y que merece la pena conocer y un pequeño milagro que sacó un pueblo abandonado de una ruina segura para darle una nueva vida.
Un poco más adelante la carretera dejaba de estar asfaltada, aunque ahora llega el asfalto hasta el mismo Acumuer. Si no recuerdo mal la carretera se volvía de tierra tras pasar de la ribera derecha a la izquierda del río Aurín, el que recorre el valle desde su cabecera hasta Sabiñánigo, donde muere en el río Gállego. Poco antes de ese punto vi lo que me animó a seguir, a pesar de la pista de tierra: “Acumuer, bar abierto”. ¿Cómo resistirme a una invitación así? Llegué a un pueblo en fiestas (por eso estaba el bar abierto) que me encantó; me pareció un pueblo precioso, colgado al final de aquella ladera de prados por la que serpenteaba la pista de acceso.
Espectacular muestra de arquitectura popular pirenaica, una de las muchas que tiene Acumuer.

De regreso a Acumuer dos décadas después

He vuelto a Acumuer otro par de veces, la última el verano pasado, a recorrer sus calles y a ver, contrariamente a lo que se suele uno encontrar en muchos pequeños pueblos del Pirineo aragonés, que cada vez hay más casas abiertas y “arregladas”. Es verdad que su población es muy escasa, 14 habitantes según el censo de 2013, pero el pequeño núcleo dependiente en la actualidad del municipio de Sabiñánigo no es en absoluto un pueblo abandonado.
Actualmente hay un albergue en funcionamiento (el centro de montaña “Antiguo refugio de Acumuer”), que aprovecha la situación de Acumuer en plena GR 15. Esta ruta senderista lo conecta al oeste con la cabecera del valle de la Garcipollera, pasando por el despoblado de Larrosa y a un kilómetro escaso de la ermita de Santa María de Iguacel, y por el este con el valle de Tena atravesando la zona del Sobremonte y llegando a Biescas. Las vistas desde la terracita del albergue son fantásticas, con todo el valle a tus pies; un lugar ideal para tomarse una cerveza sin prisa, disfrutando del lugar, y los propietarios muy majos.
En esta última visita hasta el momento (pienso volver y pienso hacerlo andando en la próxima ocasión, siguiendo ese tramo de la GR 15) vi además algo que dice mucho de quién ha conseguido dejar Acumuer como está ahora, como un lugar habitable y vivo: un grupo de vecinos se habían juntado para hacer un trabajo comunitario, al viejo estilo, reconstruyendo una pared de piedra que se había estropeado en un pequeño parquecillo. Está bien claro que han sido los propios acumuerenses, de sangre o de adopción, o sus descendientes los que han logrado evitar la ruina de su pueblo y conseguir que todos los que pasemos por él lo guardemos con cariño en nuestro recuerdo. Hasta sale en el blog de algún “pirao”, ¿no?
Podéis ver más fotos de Acumuer en mi página de Facebook, en el álbum Acumuer, a caballo entre la Jacetania y el Alto Gállego.
Hay que ir pendiente de los detalles y así te encuentras cosas como esta.

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

miércoles, 28 de octubre de 2015

Nuevo tramo de la GR 15 de Fanlo a Buesa

Fanlo. (Foto: Juan R. Lascorz - CC BY-SA 3.0)

La Senda Prepirenaica, GR 15, ya tiene en servicio un nuevo tramo entre las localidades sobrarbenses de Fanlo y Buesa tras tres años de cambios y mejoras. El domingo 25 de octubre participó en la inauguración la nueva directora general de Turismo, Marisa Romero, que destacó el valor turístico y económico que implica el acondicionamiento de senderos naturales… ¡Esta no es mi DGA, que me la han “cambiao”! Parece que vamos dejando atrás los pelotazos urbanísticos de las estaciones de esquí y las escopetas y que el nuevo Gobierno aragonés está apostando por un turismo más ligado al medio natural y a la conservación del medio ambiente, como el senderismo o la ornitología, de la que os hablé hace poco. ¡Por fin, que no decaiga!
La GR 15 une Acumuer, un pueblo del Alto Gállego pedanía de Sabiñánigo del que os voy a hablar muy pronto en un post que tengo casi listo, y Pont de Suert, en la provincia de Lleida. Tenéis información sobre la ruta en la web de la Federación Aragonesa de Montañismo.
Marisa Romero ha destacado en el acto de inauguración, según explica una noticia publicada por el servicio de prensa de la DGA, que “el patrimonio natural de Aragón es el principal atrayente y reclamo por el que los turistas deciden visitar Aragón”. Insisto: esto sí es otra manera de promocionar los atractivos turísticos aragoneses. Este tipo de iniciativas, ha dicho la directora general, “ponen en valor un modelo de turismo enfocado hacia aquellas personas que buscan implicarse con la naturaleza, que saben disfrutar de ella poniendo una parte de esfuerzo personal para conseguirlo”.
“El reto es conseguir que de una visita a nuestros senderos surjan más visitas, que nos den la oportunidad de demostrar todas las actividades con las que pueden complementar su estancia: buena gastronomía, el románico, las actividades de aventura, las opciones termales, alojamientos y pueblos con encanto…”, ha explicado también Romero.
La adaptación de este tramo de la GR 15 a la norma de Senderos Turísticos de Aragón ha supuesto una inversión total de casi medio millón de euros en tres años. Durante este tiempo se ha modificado y mejorado la señalética del sendero, se ha identificado un promotor legal (la Federación Aragonesa de Montañismo) e incluso se ha cambiado el trazado de algunos tramos para que sean más seguros.
La verdad es que da gusto leer y republicar estas noticias en mi blog, después de años de estar machacándoos con post sobre embalses, caza, ampliaciones de estaciones de esquí y ricuras por el estilo. A ver si esta nueva forma de hacer las cosas del Gobierno de Aragón continúa toda la legislatura y, si es posible, por muchos años.

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

martes, 20 de octubre de 2015

Un paseo desde La Alfranca hasta el Soto del Rincón Falso

Sendero por el interior del soto del Rincón Falso. La excursión está hecha en otoño, imaginad cómo tiene que estar en privamera.

He visitado un par de veces el galacho de La Alfranca. La verdad es que la mayor parte de los zaragozanos no somos conscientes de las joyas naturales que tenemos alrededor de la ciudad y, sobre todo, de su fragilidad y vulnerabilidad precisamente por esa cercanía. Ya os hablé del galacho de Juslibol y de los sotos de Ranillas y Cantalobos hace tiempo, pero hasta ahora no había escrito en mi blog sobre el galacho de La Alfranca. Ya tocaba…
Para llegar al galacho de La Alfranca hay dos opciones: si vais en coche tenéis que ir hasta la localidad de Pastriz y seguir las indicaciones desde allí para acceder al centro de visitantes; si preferís hacer el trayecto en bici, el Camino Natural de La Alfranca parte del azud del Ebro en Zaragoza y tiene unos 15 km. No os recomiendo ir andando desde Zaragoza, un poco lejos para ir y volver en el día y poder visitar el galacho. Bueno, no sé seguro si sigue habiendo otra opción muy divertida sobre todo si vais con niños: el tren turístico. No he podido encontrar en ningún sitio información de si funciona actualmente o se piensa poner en servicio de nuevo, si alguno la tenéis os agradecería que la incluyeseis en los comentarios del post.
En el centro de visitantes podéis aparcar los coches o las bicis y elegir entre un montón de cosas que ver: el Centro de Interpretación de la Agricultura y el Regadío (CIAR), el Centro de interpretación de La Alfranca, el jardín de rocas (con la noria, el mirador…) y todo su entorno natural.
Bienvenidos al centro de visitantes de La Alfranca.

En la primera visita que hice a La Alfranca ya hace unos años estuve en el centro de interpretación y me pareció un lugar muy interesante, que te muestra muchas curiosidades del ecosistema fluvial del Ebro y sus galachos y que es ideal para visitar con niños. Entonces los móviles no tenían cámara y no guardo fotos… o no las he sabido encontrar.
Este otoño pasado, pero esta vez preferí una buena caminata para conocer los alrededores. El CIAR se me quedó otra vez sin visitar, por falta de tiempo. Iba con mi mujer y mis dos hijos y decidimos hacer la ruta del del soto del Rincón Falso, una caminata de algo más de dos horas que aquél día precisamente se nos hizo un poco pesada porque hacía bastante calor. Pero la ruta resulta ideal para un día más fresco o para hacerla con tranquilidad y comer en la zona del pinar, a mitad de camino entre el centro de interpretación y el soto, con mesas y un cubierto (nosotros volvimos a comer al punto de partida). Eso sí, fundamental llevar bastante agua porque no hay ningún punto para aprovisionarse una vez que empiezas el camino.

El camino hacia el soto del Rincón Falso

Nada más salir de la zona de aparcamiento del centro de visitantes tenemos una pequeña sorpresa que no os podéis perder: la balsa El Cascarro, que ha sido restaurada y dotada de un observatorio de aves. Aquél día no vimos ninguna; lógico porque a eso de las 12 de la mañana y con calor, pocos animales se iban a encontrar a la vista.
Seguimos caminando por la ruta hacia el soto del Rincón Falso por un camino apto también para pasar en bici o en coche, entre campos de alfalce y cereal. A la ida pasamos por el lateral del pinar, que disfrutamos a la vuelta, cuando ya nos iba haciendo más falta la sombra… Un poco más allá del pinar hay un espectacular mirador sobre el Ebro, que permite apreciar todo el tramo del río como quedó tras la formación del galacho de La Alfranca y cuenta con un cartel interpretativo con información interesante.
El pinar visto desde el camino que discurre junto a la mota del río Ebro, por donde fuimos en dirección al soto del Rincón Falso.

Mirador sobre el río Ebro.

Y por fin se llega al soto del Rincón Falso. Un camino más estrecho por el que ya sólo está permitido transitar a pie va convirtiéndose poco a poco en un sendero que se abre paso entre una espléndida vegetación (y eso que nosotros estuvimos en otoño, eso en primavera tiene que ser increíble) típica de ribera. El sendero va recorriendo el soto en una ruta circular de la que te desvías en un punto que te da acceso a la zona más habitualmente inundable del soto. En ese lugar mis hijos alucinaron con la altura a la que estaban colgados de los árboles algunas ramas rotas y trozos de plástico: “Hasta ahí ha llegado el agua del río, chicos, muy por encima de nuestras cabezas”.
De vuelta al sendero principal el camino continúa serpenteando entre el frondoso soto de ribera hasta volver a la pista. Una vez en ella, se vuelve en dirección al centro de interpretación: al poco rato se pasa de nuevo por el mirador del río y se llega al pinar y después a la zona de visitantes del centro de interpretación. Allí disponéis de un bar restaurante donde podéis comer o tomar algo fresco o algo caliente (eso depende de cuándo decidáis hacer la caminata) y si hace buen tiempo, como fue el caso de mi excursión, una zona con fuente y mesas para comer al aire libre.
Si el paseo os ha sabido a poco lo tenéis muy fácil: una visita guiada al galacho o al Centro de Interpretación de la Reserva de los Galachos pueden completar el día (si aún os aguantan las piernas, claro…). Si estáis suficientemente cansados, casi mejor. Así tenéis excusa para volver otro día. ¿Os animáis?

¿Quieres ver todas las fotos de la excursión? Haz clic aquí (JVentura Unlimited - Facebook)

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

viernes, 16 de octubre de 2015

Los parques naturales de Posets-Maladeta y de Los Valles Occidentales consiguen la Carta Europea de Turismo Sostenible


Espectaculares las vistas desde el sendero que une el llano de La Besurta y el Forau d'Aigualluts, con los glaciares del macizo del Aneto presidiendo el paisaje.

Aprovechando el puente del Pilar he pasado un par de noches en el hotel del Hospital de Benasque, en pleno parque natural de Posets-Maladeta, y nada más regresar me topo con la noticia de que un proceso que comenzó hace dos años ha culminado con éxito: los parques naturales de Poset-Maladeta y Los Valles Occidentales han recibido la Carta Europea de Turismo Sostenible (CETS). Este título, que otorga la Federación Europarc, certifica la promoción y conservación de los espacios naturales europeos.
Así, Los Valles Occidentales y Posets-Maladeta se convierten en los primeros espacios naturales protegidos de Aragón en recibir esta distinción, que actualmente ostentan 107 espacios naturales de toda Europa. En el caso de Posets-Maladeta, esta nueva distinción se suma a la de la “Q” de Calidad. Es una pena que en el referéndum que tuvo lugar en 2013 entre los vecinos de Benasque ganase el “no” a convertir este parque natural en el segundo parque nacional de la geografía aragonesa, tras Ordesa y Monte Perdido. 
El Forau d'Aigualluts es sobrecogedor por sus dimensiones y por su belleza. Ahí tenemos el nacimiento del río Garona, que desaparece en el fondo del la enorme cavidad para reaparecer en Francia, camino del océano Atlántico.

¿Qué va a significar la Carta Europea para Posets-Maladeta y Los Valles Occidentales?

Para cumplir con los principios que se establecen en la Carta Europea se van a poner en marcha hasta 130 actuaciones en los dos parques naturales hasta el año 2020.
Este programa incluye promoción del patrimonio cultural (etnografía, arquitectura, costumbres, gastronomía, ganadería); desestacionalización de la demanda turística (“otoñadas”, avistamiento de fauna, astronomía, geología…); mejoras en las infraestructuras de uso público, como los senderos; creación de paquetes turísticos basados en los recursos naturales y culturales; o promoción de productos agroalimentarios locales, entre otras. Es decir, se van a potenciar los recursos naturales y el atractivo de las tradiciones montañesas como base para atraer a un turismo de calidad durante todo el año. ¡Por fin se termina el “monocultivo de la nieve” y se buscan otras alternativas que permitan a la población mantener su actividad laboral durante los 12 meses!
Creo que si se hace todo lo que se ha planificado en el programa de actuaciones, los dos extremos del Pirineo aragonés van a verse enormemente beneficiados: los vecinos de La Jacetania más occidental y La Ribagorza van a tener muchas más posibilidades de desarrollo económico en sus pueblos. Ya sé que a veces me repito con esto, pero este tipo de acciones es fundamental para vertebrar de verdad el territorio, mucho más que crear una megaestación de esquí destrozando parajes naturales de gran valor o que hacer pasar el AVE por debajo de Monte Perdido. Darle a la gente posibilidades reales de vivir en su pueblo sí es hacer las cosas bien.
Y aquí estoy yo, más feliz que un tocino suelto, con el llano d'Están detrás de mí. Al fondo, se adivina el Posets.
Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

jueves, 8 de octubre de 2015

La Ornitología va a ser una de las enseñas turísticas de Aragón

Estos son los folletos sobre las rutas ornitológicas aragonesas que ha presentado la Dirección General de Turismo de la comunidad autónoma.

Después de una oscura etapa en la que parecía que sólo había nieve y caza como atractivos turísticos en Aragón, todo indica que los nuevos tiempos en el Pignatelli van a traer cambios también en este sentido: se va a potenciar la Ornitología como una de las banderas del turismo en esta tierra.
La verdad es que Elena Allué ya había empezado a trabajar esa idea desde la Dirección General de Turismo del Gobierno aragonés, con muy buen criterio, durante la etapa en la que ha sido directora general del área. Sin embargo, sus esfuerzos se vieron eclipsados por los de otros personajes más siniestros como Francisco Bono, afortunadamente ya ex-consejero de Economía y Empleo, que señalaba el pelotazo urbanístico y el ladrillo como el motor de la nieve aragonesa con gran alegría (y desvergüenza...), o Pablo Munilla, ex-director general de Conservación del Medio Natural, al que podríamos denominar "el gran cazador". Es una pena que Elena, afiliada al PAR, haya sido cesada en el cargo tras las últimas elecciones porque por lo que yo sé era una persona comprometida con el turismo sostenible y la protección del medio ambiente. Pero ya se sabe que cuando un nombramiento es político igual da lo bien o lo mal que lo puedas hacer: cuando cambia el color del Gobierno te vas con la música a otra parte.

16 rutas de interés ornitológico para difundir las posibilidades de Aragón

La nueva Dirección General de Turismo, ahora bajo la batuta de María Luisa Romero, presentaba en septiembre en el palacio de La Alfranca 16 rutas de interés ornitológico en Aragón. El objetivo del Ejecutivo es conseguir atraer a un mayor número de turistas internacionales interesados en la Ornitología, un turismo de calidad, que hace mucho gasto por donde pasa y que tiene un impacto medioambiental casi nulo. ¿Qué más se puede pedir? ¡Ah, claro, que vayan con escopeta! (esto es coña, no he podido resistirme...).
Las nuevas rutas se agrupan en tres franjas del territorio aragonés: Pirineo, depresión del Ebro y Sistema Ibérico de Teruel. Para cada ruta se ha creado una ficha que incluye información sobre lugares de interés en la zona y datos sobre los alojamientos, centros y recursos específicos para la Ornitología. La idea es que se vaya incorporando más información a estas fichas de forma paulatina.
Las rutas, según explicaba un comunicado del servicio de prensa de la DGA, se han elaborado tras recopilar información de las diferentes administraciones sobre la zona, la fauna, los alojamientos e instalaciones existentes, el tipo de turista y sus gustos y peticiones.
En la presentación de las rutas y sus fichas explicativas la directora general ha explicado que Aragón cuenta con la ventaja de que en un reducido espacio se pueden observar hábitats muy diferentes, con especies de aves totalmente distintas. Estas condiciones son idóneas para el turista que quiere avistar el mayor numero de especies diferentes, los practicantes del bird watching.

El bird watching es una máquina de hacer dinero sin dañar el medio natural

Sólo en Europa, 10 millones de aficionados practican este tipo de turismo natural; 78 millones en todo el mundo. Casi la mitad de las empresas internacionales que organizan rutas ornitológicas ofrecen Aragón como destino, siempre según cifras de la DGA.
Se trata además de un turismo que repite los viajes y que, como he comentado antes, tiene un alto poder adquisitivo, suele pernoctar entre 6 y 7 noches en hoteles y casas rurales y además es muy cuidadoso con el medio y bastante exigente en lo que se refiere al espacio que visita. En algunos lugares como Villarquemado y Cella, por ejemplo, debería encendérseles de una vez la bombilla, porque seguro que una laguna del Cañizar en buenas condiciones les reportaría bastantes más ingresos que la agricultura de secano. Y que las escopetas, desde luego.
Las 16 rutas pueden consultarse online en este enlace. Espero que este proyecto alcance un éxito rotundo para que podamos dejar atrás de forma definitiva los tiempos oscuros del monocultivo de la nieve y del fomento de la caza y, sobre todo, para que muchos pueblos de Aragón que casi ni se han enterado de que están rodeados de una riqueza medioambiental única aprendan a sacarle partido sin dañarla y sus gentes puedan prosperar en la tierra donde nacieron.

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

jueves, 28 de mayo de 2015

Aragón celebra el Día de los Parques y el Día Internacional de la Biodiversidad 2015

Aragón celebra el Día de los Parques y la Biodiversidad 2015
(Foto: prensa SARGA)

El Día de los Parques se celebra cada año el 24 de mayo, conmemorando la declaración de los primeros parques nacionales europeos en Suecia ese día del año 1909. La fecha comenzó a conmemorarse en 1999, con el centenario de la creación de los parques nacionales suecos de Abisko, Ängsö, Garphyttan, Gotska Sandön, Hamra, Pieljekaise, Sånfjället, Sarek y Stora Sjöfallet.
Aragón contó tan solo nueve años después, en 1918, con un parque nacional: el de Ordesa y Monte Perdido (junto con el de Covadonga, en Asturias, los dos primeros de España). Desde entonces se ha ampliado este parque nacional, se han creado cuatro parques naturales (Moncayo, Posets-Maladeta, Sierra y Cañones de Guara y Valles Occidentales) y multitud de espacios protegidos en nuestra comunidad autónoma.
El Día Internacional de la Biodiversidad se celebra el 22 de mayo y fue instaurado por las Naciones Unidas con el propósito de informar y concienciar a la población y a los Estados sobre las cuestiones relativas a esta cuestión básica para el mantenimiento de los ecosistemas. La fecha se eligió para que coincidiera con el aniversario de la aprobación del Convenio sobre la Diversidad Biológica en 1992.
Y de nuevo, en 2015, los principales espacios protegidos de Aragón han preparado un atractivo programa de actividades para el fin de semana del 30 y 31 de mayo para celebrar el Día de los Parques y el Día Internacional de la Biodiversidad. La iniciativa, promovida por Conservación del Medio Natural, los fondos FEDER e Ibercaja, comprende paseos guiados en el parque nacional de Ordesa y Monte Perdido y los cuatro parques naturales aragoneses. Las actividades están abiertas a todos los interesados mientras haya plazas disponibles, son totalmente gratuitas y se van a llevar a cabo con de la Red Natural de Aragón (gestionada por la dirección de Conservación del Medio Natural a través de SARGA).
Este año la celebración se promueve bajo el lema “Semana de la biodiversidad en los parques de la Red Natural de Aragón” y los paseos organizados en los cinco espacios naturales aragoneses más emblemáticos tienen como objetivo mostrar la singularidad biológica que suponen con respecto a los territorios que los rodean y que se valore lo que representa para la biodiversidad.

Actividades para celebrar el Día de los Parques y el Día Internacional de la Biodiversidad 2015 en Aragón

El último fin de semana de mayo podéis disfrutar de las siguientes actividades:

- Parque nacional de Ordesa y Monte Perdido

El sábado 30 de mayo, de 10 a 12:30 h. Un paseo guiado que comenzará en la pradera irá descubriendo la biodiversidad del Valle de Ordesa a través de la búsqueda de rastros y señales de la fauna y la identificación de las principales especies de flora.
Además, en el bosque de hayas los asistentes podrán conocer la importancia de los bosques y de los suelos, con un muestreo del humus para comprobar la cantidad de formas de vida que habitan en el suelo.

- Parque natural del Moncayo

El paseo será el domingo 31 de mayo, de 10 a 14 h., y el punto de partida el centro de interpretación de Agramonte.
Se seguirá el itinerario botánico y consistirá en un recorrido de dos kilómetros por los alrededores del centro, observando los principales bosques del parque natural y descubriendo la gran variedad de ecosistemas que coexisten en un espacio tan reducido.

- Parque natural de la Sierra y los Cañones de Guara

El paseo partirá del centro de interpretación de Arguís el domingo 31 de mayo y se hará entre las 10:30 y las 13:30 h.
Los que se animen a participar recorrerán el entorno del embalse de Arguís observando la fauna y flora para conocer la riqueza ambiental de esa zona del parque de Guara.

- Parque natural de los Valles Occidentales

El domingo 31 de mayo la cita es a las 10:30 h en el centro de interpretación de Ansó.
El paseo se prolongará hasta la una y media y está previsto que recorra el Paco Ezpelá, entre bosque de abetos, hayas, pinos, avellanos, acebos y encinas. Es una buena zona para observar aves, sobre todo rapaces como el quebrantahuesos, buitres o milanos, entre otras.

- Parque natural de Posets-Maladeta

El punto de encuentro para este paseo, que tendrá lugar el domingo 31 de mayo entre las 10:30 h y las 13:30 h, será el centro de interpretación de San Juan de Plan.
El paseo recorrerá el camino que une los pueblos de San Juan de Plan y Plan descubriendo la biodiversidad a través de la interpretación del entorno con el muestreo de invertebrados y flora.

¡Acordaros de reservar cuanto antes!

Las reservas para realizar estas actividades se pueden hacer mientras queden plazas disponibles en el teléfono 976 070 000 o a través del correo electrónico centrosdeinterpretacion@sarga.es.

Aragón celebra el Día de los Parques y la Biodiversidad 2015


Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

miércoles, 13 de mayo de 2015

Los aragoneses reciclamos cada día más

Reciclaje en Aragón
Nos hemos acostumbrado a esta imagen: los contenedores de colores en los que separamos nuestros desperdicios. Una imagen habitual en Aragón a día de hoy, pero que no siempre ha sido así.

Los aragoneses reciclamos cada día más y eso es algo de lo que podemos presumir y estar muy orgullosos. Todavía recuerdo hace 40 años cuando yo era un niño y tirábamos la basura en el pueblo, en el ribazo de un campo junto a nuestra casa, y mi abuelo Jesús la quemaba de cuando en cuando para que no se acumulase. Ahora en mi pueblo, como en casi toda la comunidad autónoma, tenemos la posibilidad de separar vidrio, cartón, envases y hasta aceite para recogida selectiva.
Hace algún tiempo os hablé de reciclaje en este blog (Por cada 1.000 kg de papel que reciclas salvas la vida a 17 árboles) y había que retomar el tema en la semana previa a la celebración del Día Internacional del Reciclaje el 17 de mayo.
El hecho es que los aragoneses estamos cada vez más comprometidos con el reciclaje y la protección del medio ambiente; a ver cuándo tenemos un Gobierno autonómico digno de esta mejora en la conciencia medioambiental de la población, porque entre Ley de Caza, Ley de Montes y proyectos megalómanos de ampliación de estaciones de esquí, vamos buenos. Aunque esto daría para varios posts más, así que me voy a centrar en lo que toca hoy: según los últimos datos de Ecoembes, organización española cuyo objetivo es cuidar del medio ambiente a través del reciclaje y el ecodiseño de los envases, en la Comunidad Autónoma de Aragón se reciclaron un total de 39.702 toneladas de envases domésticos durante 2013.
Reciclaje en Aragón
Por cada 1.000 kg de papel que reciclas salvas la vida a 17 árboles.

Cada aragonés recicla casi 45 kg de residuos al año

Cada ciudadano aragonés recicla algo más de 12 kg de envases ligeros (plástico, metal y briks), más de 18 kg de papel y cartón y más de 12 kg de vidrio al año. No he encontrado en qué puesto estamos entre las comunidades autónomas españolas en cuanto a reciclaje de envases y papel, pero la web del Gobierno de Aragón que os acabo de enlazar indica que somos los sextos de España en reciclado de vidrio por persona.
El reciclaje de envases evita la emisión de CO2 a la atmósfera, ahorra agua, energía y materias primas y también contribuye a la generación de empleo y tejido industrial: por ejemplo, solo en Aragón se han creado 1.165 puestos de trabajo relacionados con la actividad de Ecoembes.
Cada aragonés recicla 12 kg de vidrio al año. Una excelente cifra, aunque no hay que conformarse...

Excelentes datos en toda España

El 29 de abril pasado Ecoembes presentó los datos de reciclaje de envases domésticos en España en 2014, que continúa creciendo y alcanza el 73,7 %, dos puntos más que el año anterior. Desde que comenzaron a recopilarse datos en 1998 siempre se han registrado crecimientos y actualmente España está 19 puntos por encima de los objetivos marcados por la Unión Europea, que son reciclar el 55 % de los envases domésticos.
En total, en 2014 se reciclaron 1.258.602 toneladas de envases domésticos, un 5,3 % más que en 2013. Esto ha evitado la emisión de 1,2 millones de toneladas de CO2 a la atmósfera, el consumo de 3 millones de MWh y de 24,5 millones de metros cúbicos de agua.
Los envases de metal y papel y cartón lideran los índices de reciclaje con un 83,6 % y un 81,7 %, respectivamente, mientras que los de plástico alcanzan la tasa del 61,4 %.
¡Sigamos así!

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).

jueves, 23 de abril de 2015

Un paseo para descubrir la ermita de Santa María de Trujillo en Castiello de Jaca

Ermita de Santa María de Trujillo en Castiello de Jaca (Huesca)
Ermita de Santa María de Trujillo, en las cercanías de Castiello de Jaca (Huesca).

Los alrededores de Castiello de Jaca cuentan con varias ermitas románicas, entre ellas la fantástica ermita de Santa María de Iguacel, una de las joyas del románico aragonés mejor conservadas en el espectacular entorno que le brinda el fondo del valle de La Garcipollera. Pero las otras tres de las que quedan restos todavía en pie están en mucho peor estado: Santa Juliana, a la entrada del mismo valle de la Garcipollera, cuyo techo hace mucho que desapareció; San Bartolomé, en las inmediaciones de la pista que parte de Redigué, prácticamente desaparecida; y Santa María de Trujillo, en el Monte del Apóstol, también en muy malas condiciones y, además, con el camino de acceso sin señalizar.
La pasada Navidad, después de un intento fallido de llegar hasta Santa María de Trujillo a mediados de diciembre, volví a intentar localizarla con las escasas indicaciones que aparecen en un cartel interpretativo que está junto a la iglesia de San Miguel de Castiello. Fue como buscar una aguja en un pajar y la verdad es que mi esposa y yo (en estas aventurillas vamos siempre juntos… de hecho, el track del paseo que podéis ver en este post es suyo) dimos con ella de pura casualidad.
Track desde la urbanización La Luga de Castiello hasta la ermita de Santa María de Trujillo
Track desde la urbanización La Luga de Castiello hasta la ermita de Santa María de Trujillo.

Lo único que deja claro ese cartel que os he comentado es que hay que tomar el camino que parte de la rotonda de acceso a la urbanización La Luga de Castiello, en la salida del pueblo hacia Villanúa. El camino cruza el río Aragón por un puente y ahí se bifurca, o “trifurca”: de frente sube hacia el monte del Apóstol, a la derecha parte otro ramal que no sé a dónde lleva y a la izquierda hay unos ocho o nueve kilómetros de agradable paseo hacia Villanúa, que se pueden hacer a pie, en bicicleta o incluso en coche. Ese ramal es el que hay que tomar para encontrar el camino de subida hacia le ermita de Santa María de Trujillo. Nosotros no lo sabíamos y comenzamos a subir por un sendero que parecía marcado con una señal amarilla, que parte de la pista nada más cruzar el barranco de la Selva, para acabar deambulando por los antiguos campos de labor que ahora están invadidos por los árboles una vez que el sendero se borraba… aunque, por un golpe de suerte, terminamos por encontrar el camino de subida a la ermita y llegar hasta ella.
Comienzo del camino de subida hacia la ermita de Santa María de Trujillo
Comienzo del camino de subida hacia la ermita de Santa María de Trujillo desde el camino que une Castiello de Jaca y Villanúa por la margen izquierda del río Aragón. Tenéis que coger el ramal que aparece a la derecha en la foto.

Camino de subida a Santa María de Trujillo en Castiello de Jaca
El camino discurre por una zona de bosque muy chula.

Camino de subida a Santa María de Trujillo en Castiello de Jaca
En la foto no se aprecia, pero desde aquí ya se ven las ruinas de la ermita.

Subida a la ermita de Santa María de Trujillo en Castiello de Jaca
Una última bifurcación. Pilar (mi esposa) está sobre el camino que seguimos... ¡y que no es el bueno! Seguid por la izquierda, ¿vale? Ya no queda nada para llegar a la ermita.

No queda mucho del antiguo templo. Lo más sobresaliente son los restos del ábside y la puerta de acceso a la única nave rectangular, a mitad de la pared sur. Las paredes están ya muy derrumbadas y lo más probable es que unos cuantos inviernos más de hielos acaben dando con todas sus piedras en el suelo. Será una pena, porque la ermita es de unas dimensiones apreciables y tiene el aspecto de haber sido un edificio sobrio pero interesante. Correrá la misma suerte, si algún milagro en forma de asociación y subvenciones no lo remedia, como el poblado que cita la web Romanicoaragones.com que parece que se encontraba en sus inmediaciones: Artrosillo. Esta web, que os recomiendo si os gusta el tema del arte románico en Aragón, indica que esa población aparece documentada ya en 1226 y que contaba con una torre y un castillo de Gil de Atrosillo, así como una comunidad de Hermanos Peregrinos.
Portada de Santa María de Trujillo
Portada de la ermita.

Portada de Santa María de Trujillo
La puerta de la ermita vista desde dentro.

Interior de Santa María de Trujillo
Interior de la ermita.

Interior de Santa María de Trujillo. Restos del ábside
Restos del ábside, desde el interior de la ermita.

Collarada desde Santa María de Trujillo
Panorámica del macizo de Collarada desde la explanada donde se encuentra la ermita.

El camino de acceso a la ermita de Santa María de Trujillo desde la margen izquierda del río Aragón discurre por una zona de bosque caducifolio y se alfombra de hojas secas en otoño (que es de cuando son las fotos de este post). Conforme se va ganando altura bastante rápidamente las vistas se amplían y se acaba teniendo una panorámica espectacular del macizo de Collarada, al norte, y de la sierra de Angelé, al sur. También se encuentra uno con alguna sorpresa de valor etnográfico como viejas tapias de piedra seca para delimitar el antiguo camino de subida, ya medio borrado.
El paseo desde La Luga de Castiello es de apenas una hora u hora y media entre ida y vuelta; la ida cuesta arriba y la bajada al revés, para soltar las piernas… Un paseo para hacer en familia con el bocata y la cantimplora en la mochila. ¿Quién se anima?
Joaquin Ventura en la puerta de Santa María de Trujillo de Castiello de Jaca
Yo, en la puerta de la ermita. (Foto: Pilar Pérez)

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).